La lista definitiva para proteger tu casa antes de irte de vacaciones

La lista definitiva para proteger tu casa antes de irte de vacaciones

Lo sabemos: este año más que nunca, estás deseando que llegue la fecha señalada para hacer la maleta y salir pitando a disfrutar de esas vacaciones que tanto te mereces.

Para no llevarte ninguna sorpresa desagradable a la vuelta, te recomendamos que sigas los pasos de esta lista de control antes de despedirte de tu hogar durante unos días. La memoria a veces nos juega malas pasadas, y tener todo anotado por puntos nos permite visualizar rápidamente lo que tenemos pendiente.

Además, ¡tachar tareas es super liberador! A medida que avances con tu lista, te irás sintiendo más cerca de la brisa del mar o los paseos por la montaña. Garantizado.

1. ADELÁNTATE A TU MARCHA Y REVISA LA NEVERA.

Nos ha pasado a todos. Llega el día de irnos, y tenemos que tirar un montón de comida. Para evitar el desperdicio de alimentos, diseña el menú de la semana anterior intentando aprovechar todos los productos perecederos en tu nevera. ¿Te ha sobrado algo? Seguro que puedes aprovecharlo preparando unos deliciosos snacks para el viaje.

Esta bolsa isotérmica es perfecta para conservar tus viandas intactas durante el trayecto. Y si eres fan de los bocatas, necesitas un portabocadillos como éste: además de bonito, es reutilizable y lavable.

bolsa isotermica terrazo                                                                                                                                           


2. UNA BUENA LIMPIEZA TE SALVARÁ DE MALOS OLORES.

Si la vuelta ya es dura de por sí, solo faltaría que unos plátanos mohosos en la encimera o una camiseta húmeda dentro de la lavadora te estuvieran esperando en casa. Por eso, te recomendamos que si no tienes mucho tiempo dejes la limpieza general para más adelante y te centres en ordenar y limpiar a fondo tu cocina y baño.

Utiliza un desatascador para dejar tus tuberías a punto y un limpiador específico para que las juntas de tus azulejos luzcan como nuevas. ¿Te da pereza limpiar mamparas y ventanas? Este limpiacristales de Bosch te lo pone muy fácil: él se encarga de pulverizar, limpiar y aspirar y tú solo tienes que pasarlo por la superficie que quieras.

3. EVITA QUE LOS LADRONES HAGAN EL AGOSTO.

Vale, no te vamos a pedir que dejes de llenar las redes con fotos de tus vacaciones. Pocos pueden resistirse a subir una puesta de sol en la playa o un platazo de restaurante. La cuestión es que no solo tus amigos están pendientes de estas publicaciones. ¡Los ladrones también! Por eso, es muy importante que te asegures de cerrar bien todas las puertas y ventanas. Evita bajar las persianas hasta abajo, y si alguien puede revisar tu buzón para que no se acumulen las cartas, mejor que mejor.

Para un extra en seguridad, te recomendamos instalar una cerradura anti-bumpìng. Nuestra favorita es la cerradura invisible Remock Lockey Pro porque su innovador sistema lo pone muy difícil a cualquiera con dudosas intenciones: no puede verse desde el exterior, así que es muy complicado que sepan a qué altura está colocada.

4. EL GASTO DE LUZ Y AGUA SIGUEN AHÍ. AUNQUE NO ESTÉS.

Ahorra dinero, energía y agua durante esos días. ¿Cómo? Desenchufando todos los aparatos eléctricos que puedas. Ojo: ¡hemos dicho desenchufar, no apagar! Electrodomésticos como el microondas, la tele o el ordenador son responsables del 8% de tu factura y aunque los apagues, siguen consumiendo si están conectados a la red. Para evitar goteos innecesarios, cierra todas las llaves que no sean imprescindibles.

Además, si tu jardín o patio no tiene riego por goteo, quizás sea el momento de instalarlo. ¿Sabes que un temporizador de riego no solo es más eficiente, sino que distribuye el agua uniformemente y puede programarse a las horas en las que la evaporación es menor?  Para las de interior, prueba a colocar un vasito Aquaplant complet en tus macetas. Tus plantas estarán la mar de felices y no tendrás que pedirle a nadie que riegue por ti.


5. RECURRE A ESE AMIGO O FAMILIAR DISPUESTO A HACER DE AMO DE LLAVES.

Siempre es conveniente que alguien se pase por casa de vez en cuando a chequear que todo sigue en orden. Seguro que tienes a alguien de confianza dispuesto a hacerte ese pequeño favor. Pero recuerda: es de bien nacidos ser agradecidos. ¡Sorpréndele con un delicatessen de la zona o un detallito artesanal!

Tu maleta está hecha. La casa, preparada. El coche puesto a punto. Es hora de respirar hondo y prepararte para vivir tus días de desconexión al máximo : sin estrés, sin preocupaciones y saboreando cada momento. ¡Bon voyage!

Comentarios (0)

No hay comentarios.

Añadir comentario

Producto añadido a tu lista de favoritos
Producto añadido para la comparación

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si aceptas o continúas navegando, consideramos que estás de acuerdo con su uso. Puedes obtener más información aquí.