¡Protege tu casa del frío, la nieve y el hielo aplicando sólo estos 5 consejos!

¡Protege tu casa del frío, la nieve y el hielo aplicando sólo estos 5 consejos!

Debido al temporal #Filomena, estamos recibiendo una oleada de información para evitar sus consecuencias. Desde Bricosoriano te ofrecemos un resumen con estos 5 prácticos consejos para que tengas tu hogar a punto y preparado ante lo que pueda suceder:

  1. En muchos puntos de España ya ha dejado de nevar, pero las consecuencias persisten. Debemos seguir muy atentos y revisar diariamente la nieve, hielo y carámbanos acumulados en los voladizos, balcones, techos y estructuras de nuestro hogar o comunidad, tanto por la seguridad e integridad de nuestra familia y hogar, como por la de los vecinos o viandantes.
  2. Debemos mantener la accesibilidad a los hogares y edificios. No es trabajo de un solo día. Debido a las bajadas bruscas de temperatura y a las heladas que se están produciendo por la noche, cada mañana demos revisar los accesos, entradas y rampas para evitar accidentes y garantizar una entrada y salida segura, así como posibilitar el socorro ante cualquier posible emergencia.
  3. Ante el frío y las heladas que estamos viviendo, uno de los retos está siendo el de mantener el calor en el hogar. Hemos de aprovechar el calor del sol si no queremos llevarnos un susto en la factura. Debemos evitar cualquier obstáculo en las ventanas que impida la llegada de los rayos del sol, como persianas y cortinas, y así lograr el llamado efecto invernadero y conseguir una ganancia continuada de calor. No obstante, no nos olvidemos que debemos seguir ventilando las estancias, tanto para evitar concentraciones tóxicas de CO2, como de aerosoles ante la COVID 19 que seguimos sufriendo. Aprovecha las horas de mayor temperatura para ello.
  4. El último desafío al que hemos tenido que hacer frente es el de la congelación de los conductos. Muchos habitantes seguimos despertándonos sin agua. Los expertos sugieren abrir los grifos cada poco tiempo o dejar un pequeño goteo constante para evitar la congelación de las tuberías. Del mismo modo, se aconseja vaciar los conductos de los sistemas de riego y proteger con aislantes cualquier instalación exterior. Si aun así no hemos podido evitar la congelación, podemos aplicar calor seco con secadores, calefactores o decapadores, pero nunca con agua caliente ya que el contraste de temperatura podría provocar que se revienten.
  5. Y por último, recordad que hay que ser previsores, muchos de los “desastres” se pueden evitar con un buen mantenimiento y con revisiones periódicas. Sabemos que toda la nieve y el hielo irán desapareciendo y nuestro problema entonces será el agua. Para evitar posibles atascos e inundaciones es aconsejable revisar y tener limpios y despejados todos los desagües y alcantarillas, especialmente las que se encuentran en desniveles o rampas como las de los garajes.

Comentarios (0)

No hay comentarios.

Añadir comentario

Producto añadido a tu lista de favoritos
Producto añadido para la comparación

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si aceptas o continúas navegando, consideramos que estás de acuerdo con su uso. Puedes obtener más información aquí.